Analizamos un caso real de autoconsumo industrial a pequeña escala: Proyecto 156

Al hablar de autoconsumo industrial, tendemos a pensar a lo grande. Y es normal, pues una instalación fotovoltaica de este tipo se suele destinar a superficies con un considerable tamaño. Pero eso no significa que no sea capaz de adaptarse. También es posible aprovechar todas las ventajas del autoconsumo industrial a pequeña escala.

Podría decirse que este tipo de instalación está a medio camino entre las de tipo residencial, por necesitar pocos módulos, e industrial, pues al fin y al cabo se destina a empresas con un alto consumo energético y muchas posibilidades de ahorro. Además, el contexto energético actual ha facilitado el camino para que todas las empresas puedan disfrutar del autoconsumo.

Esta posibilidad permite que las organizaciones de menor tamaño también apuesten por la sostenibilidad de manera independiente, llegando a producir su propia electricidad gracias a la energía solar.

Los detalles sobre la instalación para Proyecto 156

La empresa Proyecto 156 desarrolla su labor en la localidad sevillana de Gelves. Su sede se encuentra en una construcción de tipo chalet, por lo que resulta un ejemplo perfecto de este híbrido que hemos comentado entre autoconsumo industrial y residencial.

En concreto, se han usado 15 módulos repartidos por el tejado del edificio, ocupando un total de 30 m2. La idea era la de aprovechar al máximo el espacio disponible sin afectar a la estética del conjunto. Teniendo en cuenta que se trata de una instalación de autoconsumo industrial a pequeña escala, la potencia fotovoltaica alcanzaba los 4,8 kWp. Esto supone una producción energética de 5.167,54 kWh al año, llegando a ahorrar un 29,18 por ciento en el precio de la energía hasta amortizarlo en un plazo de cuatro años.

¿Cómo se reflejan estos resultados en el medioambiente? Nada menos que llegando a evitar la emisión de 2.244,2 kg de CO2 y el ahorro de 4,21 toneladas de petróleo. Ello equivale a una plantación de 93 árboles.

Tú también puedes aprovechar el autoconsumo industrial a pequeña escala

Ya lo sabes. El tamaño no importa para instalar placas fotovoltaicas y ahorrar energía gracias al autoconsumo. Solo hace falta compromiso y un estudio previo por nuestra parte para analizar las mejores opciones según las características del emplazamiento y tus necesidades.

Si te atreves a dar el paso, ponte en contacto con nosotros y nos pondremos en marcha para seguir expandiendo el uso de las energías renovables.